Etiquetas

,

Habrá un momento digno
para aquellos que sin canto cantan,
para aquellos que declaman sin palabras.

Un momento como la muerte
para aquellos que sin brazos te recojan
en el último suspiro.

Un momento sincero como el nacimiento
para aquellos que callan, que sin voz
pronuncian lo innombrable.

Un momento crucial y fiero,
desconocido, como el primer amor
o el primer beso en tierra de nadie.

Un momento hondo e inspirado
para aquellos desaparecidos con la lluvia seca
y la herida abierta de los desheredados.

Un momento digno de haberlo vivido.
Un instante incierto pero sonoro
como el eco de tu perdido nombre.

 

 

Del libro, Cantos del dios oscuro

Anuncios