Etiquetas

Un acierto que se hable de las cosas con naturalidad para superar esos muros que erigieron sin que nos diésemos cuenta. Frente a las demandas de los políticos, la ciudadanía observa la realidad con calma y piensa que peor no se puede hacer para poder vivir como hacemos a diario en familias, bares, plazas y lugares de trabajo. Podrían copiar por una vez este ritmo sabio del ciudadano que de lo sencillo llega hasta lo más complejo.

Anuncios